Testimonios cristianos

Así me convertí

Yedid Yadish

Paraguay

fui ateo pero conoci a Cristo, este es mi testimonio
https://www.youtube.com/watch?v=i4j0DSzScIA&t=717s

Azeneth Briones

México

Soy la cuarta generación de una familia cristiana. Cuando tenía ocho años acepté a Cristo como mi Salvador y aprendí el temor de Dios; no era muy fiel ya que mi mamá se había apartado y iba cuando yo quería. En mi adolescencia tuve muchos problemas, estaba vacía mis papás trabajaban y no tenían tiempo para hablar conmigo. Busqué el amor en un joven y lo invité a la iglesia para asistir juntos, creía que lo iba a convertir; Un tiempo después empezó a obligarme a hacer cosas que sabía que no estaban bien y decidí vivir con él. Sufría violencia verbal, maltrato y en ocasiones golpes, estaba totalmente rota recordando 1 Corintios 6:19-20.Un día me senté en el piso y le dije a Dios:Señor sí realmente puedes perdonarme por todo lo que he hecho por favor ayúdame , aún de la peor manera, pero por favor ayúdame. Una semana después descubrí que el joven con quien yo estaba lo descubrí con otra muchacha; mi reacción había sido de decepción. Después de un año medité lo que Dios había hecho y yo no estaba obedeciendo. en 2017 regresé a mi iglesia (Bautista fundamental). Ahora estoy sirviendo a Dios y Dios me llamó a ser misionera. Sin duda alguna el mayor privilegio que he tenido, ser salva y conocerle por su gracia.

Gabriel Soto

Puerto Rico

Saludos, le pido a Jesucristo que les bendiga siempre. Me convertí en el 1986, mientras viajaba en mi auto camino a mi trabajo, a través de un programa de radio, estaba pasando por una situación difícil, cuando el predicador preguntó quien aceptaba a Jesús como salvador y ademas dijo el tomara tus enfermedades y te sanará, porque el es bueno, bueno, bueno! cuando escuché estas palabras tres veces dije como sabe el que Dios es bueno? pero dije para mi, ese hombre sabe algo que yo no sé, porque esas palabras salieron de su corazón, no de la boca, en ese momento dije Jesús te Recibo como mi salvador. Perdona mis pecados, lávame con tu Sangre,
ahora soy una nueva Criatura en Cristo, he tenido muchas experiencias con Jesús y el Espíritu Santo, Aleluya Cristo Vive, me envió a predicar y disfruto hacerlo, para su Gloria, gracias por esta oportunidad de testificar por este medio.

Brenda Aliaga Saavedra

Bolivia

Fue mediante mis abuelos que me llevaban todos los domingos a la iglesia y también mis tíos y mi mamá.

Elisabet Fuentes

Argentina

Desde niña he sido cristiana y lo amo con toda mi alma y corazón.

David Cobian Gutierrez

México

yo, nací en un hogar cristiano gracias a Dios, hijo de padres divorciados, son el hijo número cuatro de siete, crecí viendo el ejemplo de fe de mi madre hacia Dios, ella es una guerrera que cada día nos demuestra su entrega,.... me case hace algunos años, y perdí mi matrimonio, perdí esposa y dos hijos, me aleje de Dios, y aunque yo conocía de Dios y muy joven acepté a Jesús como mi salvador, me aleje sin más, sin embargo hoy, Dios e ha llamado nuevamente, aunque ahora se que estoy en medio de una tormenta, se que pronto pasará y solo estoy esperando pase esto para volver a su casa y servirle, recuperar el tiempo que perdí lejos de él, cuando joven le serví mucho a Dios, pero me aleje.... en resumen ese es mi testimonio.... Dios le bendiga

Mirian Rodríguez

Colombia

Hola quiero aprovechar para compartirles que mucho antes de recibir a mi Señor Jesucristo como único y suficiente Salvador, tuve una experiencia en la cual Dios en su misericordia me mostró de pies a cabeza mi estado delante de él. Yo trabajaba y ese día salí para la oficina elegantemente vestida, peinada y adornada. Estaba joven y bella y mi hijo menor tenía 9 meses de nacido.
Esa mañana había determinado ir al consultorio de un brujo a buscar la cura para mi bebé , que había nacido con muchos problemas de salud. Salí y dejé al niño con la chica que lo cuidaba. Al llegar a una esquina rumbo a la casa del brujo, me tropecé con una pared de vidrio invisible en plena calle. Asombrada porque aquello no me dejaba caminar, me impedía el paso, miraba para todos lados y no veía a nadie. Así estuve luchando un rato sin poder avanzar.
Entonces miré al cielo y dije : “Dios mío, quítame este brujo de mi camino, porque parece ser que ahora dependo en todo de él” y fue ahí cuando tuve la experiencia de poder verme a mí misma desde el centro de mi cabeza hasta la punta del dedo gordo de mis pies: de aquella elegancia no quedaba nada. Mi ropa y zapatos eran unos harapos, mi cabello bien peinado era una pelambrera horrible, mis uñas de manos y pies, sucias, partidas, y toda yo era un esperpento.
Cuando aquella visión pasó, dí la vuelta y regresé a mi casa. Iba atontada por aquello que había visto. Encontré a mi hijito sin fiebre y totalmente sano.
Quedé conmocionada por muchos días hasta que ví nuevamente al brujo de lejos y nunca más supe de él. Se desapareció de nuestras vidas . Hasta el sol de hoy para la gloria de mi Dios, Él me vistió con vestiduras de Su Justicia!

Leonel Barillas

Guatemala

Estimado hermano, yo vengo de una familia Católica por tradición, ahora soy Cristiano, soy mas que bendecido en haber encontrado la " Verdad " , Jesucristo dijo, Yo Soy el camino, y la verdad, y la vida, y nadie va al Padre, si no es por mí. Me siento con un gran gozo en mi vida, tranquilidad, tengo un matrimonio maravilloso con mi única esposa Yuzara Rivas por 28 años. El haber conocido al Rey de Reyes, es grandioso, volví a nacer y por eso no me resta más que dar gracias al Padre por todas las bendiciones recibidas, por ser el pilar de mi familia y por estar conmigo durante estos 53 años de vida. Para ti sea la Gloria, el Poder, la Alabanza, el Imperio y la Honra, por los siglos de los siglos, amen.

Henry Ramirez

Costa Rica

En una campaña evangelistica, nunca había escuchado que había que recibir a Jesucristo para ser hijo de Dios.

Dana Vila

Estados Unidos

Nací con un defecto en mi corazón que me provocaba cansancio, malestar y varias complicaciones más. Crecí limitada por eso y siempre pensando que tal vez no podría tener hijos. Me operaron a los 16 años pero la operación no salió como esperaban y me dijeron que me tendrían que volver a operar. Gracias a Dios encontré un buen hombre, me casé y tuvimos un hijo hermoso y no tuve mayor complicación, pero muy pronto mi relación con mi esposo se terminó y yo me encontraba totalmente perdida en mi vida. Pero un día decidí ir a una iglesia me inundó el llanto confesé al señor mis pecados y le entregué a él mi vida. Pronto mi relación con mi esposo se restauró y hace poco el doctor me dijo que mi corazón está totalmente reparado. Mi vida no es perfecta pero el señor ha hecho grandes cosas en mi y tengo fe que seguirá trabajando en mi. Gloria a Dios, cualquier cosa El la puede cambiar y todo lo puede restaurar.




Biblia en linea
"Jesús le dijo: Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí" (Juan 14:6)
PROVINCIA

Pueblos de Avila